Científicos revelan por qué el mono narigudo tiene una nariz tan grande

Los monos narigudos viven en manglares costeros y zonas boscosas donde a menudo no pueden verse entre sí a través de los árboles, por lo que los sonidos nasales fuertes son cruciales para la comunicación entre machos.

La nariz grande es algo más que una fealdad: en realidad ofrece varias ventajas, sobre todo a la hora de atraer a las hembras.

A los monos narigudos también se les ha llamado los animales menos agraciados del mundo. Y no es de extrañar, si se tiene en cuenta su nariz grande e inusual. Sin embargo, el mono narigudo está dotado de una nariz tan “espantosa” por una razón, escriben ahora unos investigadores en Scientific Reports.

Más sobre los monos narigudos

Los monos narigudo o probóscide son unos primates poco comunes que viven principalmente en la isla de Borneo, en el sudeste asiático. Son conocidos por sus singulares rasgos físicos, como su nariz grande y caída, especialmente notable en los machos. Viven principalmente en manglares y a orillas de los ríos, donde se alimentan de hojas, frutos y, a veces, insectos. También saben nadar bien, lo que no es habitual en los primates. Por desgracia, los monos narigudos están en peligro de extinción, en parte debido a la pérdida de hábitat causada por la deforestación. Además, son cazados por su carne y a menudo son víctimas del comercio ilegal. Debido a estas amenazas, los monos narigudos se consideran vulnerables y son objeto de esfuerzos de conservación para garantizar su supervivencia.

En un nuevo estudio, los investigadores examinaron más de cerca la nariz del mono narigudo. “Teníamos curiosidad por saber por qué los machos tienen narices tan grandes y si había algo especial en la forma de sus fosas nasales”, explica la investigadora Katharine Balolia. Para averiguarlo, Balolia y su equipo utilizaron escáneres 3D de cráneos de colecciones de museos para medir el tamaño y la forma de la estructura interna de las fosas nasales de estos primates.

Más que una fealdad, ventajas

Los investigadores descubrieron que la nariz grande es algo más que una fealdad. “Descubrimos que los machos tienen las fosas nasales mucho más grandes que las hembras, y que sus fosas nasales también tienen una forma diferente”, explica Balolia. Los huesos de la cavidad nasal de los machos de mono narigudo han cambiado considerablemente con el tiempo, lo que les permite llamar más alto y más profundo. Y esta es una adaptación muy útil. “Esto les ayuda a mostrar su salud y dominancia a los demás”, afirma Balolia.

El morro grande ofrece varias ventajas. “Ayuda a los machos a atraer a las hembras y disuadir a los competidores”, explica Balolia. “Y si un macho puede atraer a más hembras, significa que puede tener más descendencia. Por lo tanto, tener una nariz grande y la capacidad de llamar con fuerza ayuda a los machos a impresionar a las hembras y mostrar estatus”.

Cuanto más grande, mejor

En resumen, cuanto más grande es la nariz, mejor. ¿Y las narices más grandes? Son las que tienen los machos más viejos. Por ejemplo, los investigadores descubrieron que la abertura de la cavidad nasal ósea de los machos de mono narigudo, donde se une el tejido nasal carnoso, aumenta de tamaño a medida que envejecen. Esto explica por qué los machos de más edad tienen las narices más grandes.

El entorno selvático en el que viven estos primates en peligro de extinción puede explicar también por qué sus narices han crecido tanto. “Los monos narigudos viven en manglares costeros y zonas boscosas donde a menudo no pueden verse entre sí a través de los árboles”, afirma Balolia. “Por eso, los sonidos nasales fuertes son importantes para la comunicación, sobre todo entre machos”.

El estudio es una primicia. De hecho, es la primera vez que los investigadores ofrecen una explicación unificada de por qué los monos narigudo tienen narices tan enormes. Y por muy antiestéticas que sean, los monos narigudos probablemente estén encantados con ellas.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto