Incluso si no piensas en nada, un escáner cerebral puede revelar tu preferencia política

Escáner cerebral revela tu preferencia política

Estos resultados sugieren que las raíces biológicas y neurológicas de nuestras preferencias políticas son mucho más profundas de lo que se pensaba.

Los científicos han demostrado que pueden predecir las preferencias políticas de una persona sorprendentemente bien utilizando escáneres cerebrales. Los notables hallazgos se publican en la revista PNAS Nexus. Empleando técnicas avanzadas, el equipo fue capaz de leer en el cerebro si alguien es liberal o conservador.

Estudio

El estudio examinó a 174 adultos sanos que realizaron tareas estándar mientras estaban en un escáner de resonancia magnética. A continuación, los escáneres cerebrales se analizaron mediante técnicas avanzadas de inteligencia artificial y superordenadores. "Ninguna de las tareas que efectuaron los sujetos estaba diseñada para provocar respuestas sesgadas", explica la investigadora Seo Eun Yang. "Pero descubrimos que podíamos decir a partir de los escáneres cerebrales si eran más propensos a identificarse con el liberalismo, o con el conservadurismo".

Tareas

Se comprobó que algunas de las tareas ejecutadas delataban especialmente las preferencias políticas de los participantes. Una de ellas era la tarea de recompensa, en la que los participantes podían ganar o perder dinero en función de la rapidez con la que pulsaban un botón. Mediante esta tarea, los investigadores fueron capaces de predecir con notable exactitud el extremismo político y, por tanto, determinar quiénes se identificaban como muy conservadores o muy liberales. Durante la tarea de empatía, se mostraron a los participantes imágenes de personas con caras neutras, felices, tristes y temerosas. Y solo esta tarea resultó estar significativamente asociada a una ideología más moderada.

"Estos resultados sugieren que el pensamiento político puede estar estrechamente vinculado a la emoción y a su respuesta emocional", dijo el investigador James Wilson. "Además, sin embargo, hay que investigar más para entender la relación entre la tarea de recompensa y las opiniones políticas extremas".

Sentarse quieto

Pero no solo se revelaron las preferencias políticas de los participantes a través de las tareas realizadas. Incluso cuando se pidió a los participantes que se quedaran quietos y no pensaran en nada en particular, los escáneres cerebrales resultantes mostraron una relación con las preferencias políticas. "Incluso sin ningún estímulo, el cerebro puede indicarnos la orientación política de una persona", afirma Wilson. El estudio muestra que la actividad en regiones cerebrales específicas (en concreto, en la amígdala, el giro frontal inferior y el hipocampo) está más fuertemente asociada a la persuasión política.

Raíces

Estos resultados sugieren que las raíces biológicas y neurológicas de nuestras preferencias políticas son mucho más profundas de lo que se pensaba. "Aunque en este estudio encontramos una relación entre cierta actividad cerebral y la preferencia política, no podemos explicar qué la causa", dijo el investigador Skyler Cranmer. "Lo que tampoco sabemos es si esa actividad cerebral está ahí por la ideología que la gente elige o al revés; que la ideología de la gente está causada por la actividad cerebral específica. También podría ser una combinación de ambos".

El estudio es el mayor realizado hasta la fecha en el que se utiliza la resonancia magnética del cerebro para investigar las preferencias políticas de los sujetos. Además, el nuevo método parece ser una forma mucho más eficaz de predecir la preferencia política de alguien que los modelos existentes, que se basan principalmente en la elección de voto de los padres. "¿Podemos entender el comportamiento político observando solo el cerebro? La respuesta es un "sí" bastante rotundo", concluye Cranmer.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto